25 agosto 2008

Aquí una amiga...

¡Hola!

Os presento a una vieja amiga: la central nuclear de Vandellós, a unos 200 kms. de mi casa en València y unos 150 de mi otra casa en Barcelona. La foto la tomé durante uno de mis innumerables viajes en tren entre una ciudad y otra. Uno de los más recientes. Justo desde la ventana de emergencia. Tiene su gracia, ¿eh?

Ayer casi revienta, ver el diario Público, aunque parece que sólo fue un incendio que no afectó a los centros neurálgicos de la transformación de la materia en energía. Pero el canguelo no me lo quitó nadie cuando me enteré casi en directo a través de la red radial internetística.

Le tengo cariño a la central de Vandellós. Casi casi he crecido con ella. Me manifesté en su contra cuando era un poco más joven Y me sigue dando muuuuuuucho miedo eso de que se manipule la materia por el morro y con fines comerciales (mucho más si se hace con fines armamentísticos, claro). Pero le tengo cariño. Quizá porque me anuncia cuando voy hacia Barcelona que, una vez cruzado el río Ebro, ya estoy más cerca de mis destino. O porque siempre está ahí. Inmutable, orgullosa, bonita en su imposible diseño de hormigón superarmado... No deja de ser una referencia.

Me sabría muy mal que reventara y muriera, la verdad. Aunque -me encuentre en ese momento en València o Barcelona- mucho me temo que no tendré ocasión de lamentarlo...

;-)

(Ei! que ya me puse bastante dramático ayer con lo de los toros y las tradiciones. Hoy, con lo de la energía nuclear me lo tomo un poco más a la risa. Además me preocupa menos...)

Josep

2 comentarios:

  1. Qué buena foto, soy el pasajero de un viejo recorrido de tren :)

    Entiendo por qué le cogió cariño. Un antiguo agente con el que ha mantenido una relación en esta cotidianidad: ¿cierto Josep?

    Un abrazo amigo

    ResponderEliminar
  2. ¡Absolutamente cierto!!!

    ;-)

    ResponderEliminar

Puedes encontrar algunos de nuestros artículos y publicaciones en:

"What is Matter? Never Mind! What is Mind? No Matter!"

Calambur citado en Toulmin, Stephen (1990), Cosmópolis. Els transfondo de la modernidad. Barcelona: Península. Pág. 207.

Síguenos en Facebook

Y en Twitter

o por correo electrónico